miércoles, 13 de mayo de 2009

Glendalough



Cuando las gruesas nubes se ciernen sobre las ruinas de Glendalough, las viejas, derruidas y humilladas piedras parecen cobrar vida. La torre, erguida pese a los siglos, advierte al viajero de que si continúa adelante puede toparse con la soledad, la quietud y el silencio, que le van a obligar a mirar en su interior, donde puede hallar al peor de los monstruos.

Asentamiento monástico de Glendalough (s. VI), Irlanda, agosto de 2008




20 comentarios:

un_mar_De_calma dijo...

me gusta la imagen; no se lo que tiene que se me hace muy sugerente.
saludos

Manuel Arribas dijo...

Buen trabajo.

rebaixes dijo...

UNA PRECIOSIDAD.aNTON

Chapa dijo...

Excelente ambiente, fantasmagórico.

luis calle dijo...

Parece que Fede, con su última serie de Irlanda te ha refrescado la memoria y te ha llevado de regreso por los caminos del disco duro.
Un buen procesado

CARLOS dijo...

buena foto,rescatada del recuerdo..
salu2

David Puente dijo...

Buena elección al encuadrar la torre entre la ventana.
Parece que resurja de entre las ruinas.

Antoni Illa dijo...

Unas texturas en mayusculas y el encuadre perfecto, me guta mucho.
felicidades

Encarna dijo...

Soledad, quietud y silencio…habrá que dejarse caer por esas tierras irlandesas.
Me gusta la textura de la piedra y el original encuadre. “A mí també m’agrada la teva manera de mirar”.

Una abraçada.

Joanjo dijo...

Buena foto que me trae recuerdos de un viaje fantástico ...... lastima que por aquellos tiempos no se llevaba el digital. Has sabido captar el misticismo del lugar.

L.Reis dijo...

A moldura de pedra a enquadrar céu e torre resultou de uma forma fantástica!

©tossan dijo...

Além da paisagem belíssima a tua foto é uma obra de arte. Abraço

Manuel de Mágina dijo...

Gracias, Odiseo, por tus comentarios y tu aliento. El topónimo Mágina corresponde, en realidad, a una sierra de Jaén enclavada frente a la comarca de La Loma. La Loma es una terraza natural que se alza frente a la sierra y entre las dos discurre el ancho valle del Guadalquivir. Desde el lugar de nacimiento de Muñoz Molina (Úbeda) y del de otros muchos "lomeros" cuyos pueblos se asoman a la terraza, entre los que me incluyo, Mágina es una presencia constante e imponente. Es mucho más importante, emocionalmente, para nosotros que para sus propios lugareños. Es mucho más presente para nosotros que para ellos, aunque nosotros la vivamos desde la distancia. La distancia nos hace a nosotros verla como un continente, de una sola mirada. también desata la imaginación, la superstición, el mito. Ese es el mito del que Muñoz Molina escribe. La ciudad fantástica, que no es sino la suya con ese componente paisajístico de tanta influencia en nosotros.

Tú ya también has entrado, quizás involuntariamente, en Mágina. Viendo mis fotografías sobre ella, y, con mucha más fuerza, leyendo a Muñoz Molina. Ya estás atrapado por el mito. Sólo te falta fotografiarlo... y no tardarás mucho en sentir que te llama.

Un Abrazo.

Andres Vargas dijo...

Hola Juan la fotografía es realmente admirable, encuadre, luces y sombras en fín desde todo punto de vista me gusta, especialmente la fuerza que trasmite.

elplanetainvisible dijo...

Intrigante foto, el castillo del fin del mundo, me gusta.
Un saludo

Cris Vieira dijo...

Beautiful shots and great work.

Vive Malabar dijo...

Perleta!!!

No tengo ni idea de cómo van las cosas para la quedada. Se que se encargan un poco de todo Jovani y Patricia. Yo ando de ...., y estoy intentanto apretar lo posible para no tener que hacer infos, y otras obligaciones durante el finde.

No se si has hablado y concretado con algunos de ellos....

Hablamos y nos vemos este finde. Besiniu

Paco dijo...

muy buena, parece de cuento.

saludos

Su Chua Phin 徐蔡斌 dijo...

Good angle and beautiful composition.

Greetings from Malaysia.

Miguel Lemos dijo...

Gosto da perspectivar e da profundidade!

Belíssimo registo...

voltarei...

MigueLemos